Espectadores/as desde el minuto 0

Visitamos KunArte, el Centro de Innovación Artística en el que los/as niños/as de 0 a 6 años, se asoman al mundo a través de las artes.

KunArte_1

“Cuanto más temprano sea  nuestro primer contacto con las artes, más posibilidades hay de que tengamos un contacto real con estas a futuro”, afirma Pilar López, directora del Centro de Innovación Artística KunArte, un innovador centro que nació hace ya ocho años, de la mano de Teatro Paraíso

El fin último de KunArte es que los/as ciudadanos/as de 0 a 6 años puedan disfrutar, junto a sus familias, de las artes; y para lograrlo, son varias las líneas de trabajo desarrolladas en el centro. Este es un proyecto “único”, donde el valor diferencial y la innovación reside en “la parte de la ciudadanía donde KunArte pone el foco. Y es que nos centramos tanto en las familias, como en la comunidad artística, las escuelas y la ciudad”, explica Pilar. 

Además, Teatro Paraíso ha desarrollado una metodología propia de desarrollo de audiencias vinculada con la alfabetización cultural. Esta metodología, denominada COMEX, es el resultado de un largo camino de experimentación y reflexión.Se trata “no solo de contemplar la obra sino también de experimentar“, afirma Rosi García, miembro del equipo artístico. De esta manera, una vez finalizada la representación, los/as niños/as y las familias acuden a un espacio de exploración y juego donde tienen la oportunidad de descubrir de primera mano el mundo de las artes. “Nacemos con 100 lenguajes, pero a medida que crecemos los vamos perdiendo. Lo que aquí pretendemos es que todos esos lenguajes se desarrollen, no que desaparezcan”, declara.

Pilar López y Rosi García/Endika Portillo

40 años de experiencia

KunArte se vale de la larga experiencia que Teatro Paraíso ha desarrollado durante 40 años en la capital alavesa, donde la compañía ha organizado y gestionado programas como el Espacio Txoroleku, el proyecto de creación y formación de públicos desarrollado en el Teatro Beñat Etxepare y el Proyecto Bebés del Festival Internacional de Teatro, entre otros. Un recorrido que, en 2012, llevó a Teatro Paraíso a ganar el Premio Nacional de Artes Escénicas para la Infancia y la Juventud

El equipo de KunArte afirma sentir una responsabilidad “muy grande” debido a la permeabilidad de los/as niños/as. “El aprendizaje más importante del ser humano se da desde que nace hasta los 3 años. Su capacidad de atención es muy fuerte, por lo que hay que cuidar cada detalle”, afirma Pilar. Además, explica que durante la primera infancia las conexiones neuronales “son enormes”, por lo que “es muy importante que la capacidad de improvisación, magnética y creativa estén al máximo”.

Tanto niños/as como personas adultas son partícipes de una experiencia cultural artística en KunArte, por ello, ambos/as pagan entrada por igual. “Los/as niños/as son espectadores/as desde el minuto cero; cobrarles entrada es darles personalidad. Además, hay que hacer sostenible el proyecto, y por lo tanto cada espectáculo y actividad”, defiende Rosi. Un concepto que cada año seduce a centenares de familias. “Nos agradecen la delicadeza con la que trabajamos y, sobre todo, que tratamos de ofrecer lo mejor a sus criaturas”, cuenta Pilar.

Conversaciones con las familias de KunArte: Parte1. Recuerda KunArte from TEATRO PARAISO on Vimeo.

Residencias artísticas

Los/as artistas constituyen otro de los ejes en torno a los cuales se sustenta el proyecto de KunArte; así, el centro se ofrece como espacio para que los/as creadores/as desarrollen residencias artísticas en las que proseguir con sus creaciones e investigaciones. Para ello, KunArte pone a su disposición sus instalaciones, además de un pabellón industrial para almacenamiento, construcción y/o experimentación, así como la posibilidad de testar frente a los/as más pequeños/as sus propuestas artísticas. “Es muy importante la transferencia de conocimiento. Nosotros/as ya llevamos mucho tiempo en esto y algún día nos jubilaremos, por lo que más que darles un espacio, tratamos de alimentar sus proyectos compartiendo con ellos/as todo nuestro conocimiento”, declara la directora.

Desde 2012 son decenas de artistas los/as que han pasado por KunArte para desarrollar sus creaciones, y de aquí a final de año varios/as de ellos/as volverán a salir a este pequeño escenario de Abetxuko para participar en los talleres de experimentación artística. Será un reencuentro donde niños y niñas de 3 a 6 años tendrán la oportunidad de despertar su curiosidad a través de la magia, la música, la danza y la percusión, entre otras formas de expresión artística.

Proyectos europeos

KunArte ha estado, desde sus inicios, en contacto con diferentes agentes internacionales. Actualmente está ligado a dos proyectos europeos: el proyecto Mapping y POCTEFA Mind the Gap. A través de ellos el equipo de trabajo aprovecha para conocer cómo trabajan otros agentes y “enriquecerse mutuamente”.

‘Mapping’ es un proyecto de investigación artística centrado en crear una relación sensorial con niños/as de 0 a 6 años a través de las artes escénicas. En particular, explora la idea de que los/as “niños/as son ya espectadores/as del hoy y no solo del mañana”. Participan 18 socios/as de 17 países europeos, que ofrecen sus conocimientos para desarrollar esta investigación.

El proyecto ‘Mind the Gap’ tiene como objetivo poner en diálogo distintas experiencias innovadoras en educación y cultura, desarrolladas en la región pirenaica. Centra el foco en mejorar las competencias de las instituciones y de los/as agentes educativos y culturales que trabajan en el territorio garantizando la inclusión social de los/as jóvenes.

Medidas Covid y mirada al futuro

Tras meses cerrado a las familias, KunArte ya está listo para abrir sus puertas en octubre. El aforo se verá reducido un 50%, las mascarillas serán obligatorias para los/as mayores de 6 años, y la entrada y salida se realizará de forma escalonada. Habrá dispensadores de gel y una alfombrilla desinfectante en la entrada. Además, el espacio se desinfectará por completo después de cada actividad. “KunArte es seguro”, afirman sus responsables, “solo contagia cultura”.

Rosi García y Pilar López. /Endika Portillo

“Siempre, también en estos difíciles momentos, aspiramos a que todas las criaturas que han pasado y pasen por KunArte se lleven la sensación de haber vivido un momento memorable”. En unos años, afirman Rosi y Pilar, “a parte del equipo nos tocará jubilarnos, pero mientras tanto continuaremos reivindicando la importancia del arte. Porque la cultura no se hereda, se conquista, y hay que acompañar a nuestros/as niños/as para que puedan hacerlo”.